Naranja evaporada

Hoy me apetece mirar un mapa, inspira en mí las ganas, el miedo, el anhelo.

Hoy me apetece hablar de ti, de tu ceguera al reirte, de lo que peligraban nuestras vidas contigo al volante porque conmigo al lado hacía de ti el ciego más feliz.

No estuve, no estoy, y posiblemente no estaré nunca enamorada de ti, porque nos falta tiempo y lugar.

¿Por qué hoy no se evapora el mar?

Tengo coche para cruzar el Atlántico evaporado, pero no gasolina suficiente.

Tengo piernas para seguir andando, pero no agua suficiente.

Da igual, mañana se evaporará el océano, cogeré el coche, caminaré y cuando me desplome cerraré los ojos.

Él cogió el coche, caminó y cuando cayó en el Atlántico evaporado hizo de ella la ciega más feliz.

 

Advertisements

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s